Fans japoneses arrasan con las copias del volumen 23 de Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba

El manga tiene 120 millones de copias en circulación

Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba

 

El pasado viernes 4 de diciembre salió a la venta el volumen 23 de Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba, y los fans del popular manga de Koyoharu Gotouge corrieron a las librerías a comprarlo. Según reportó el periodico Asahi Shimbun, desde antes de que abrieran las puertas de librerías, ya había personas en cola para comprarlos.

 

En la librería Shibuya Tsutaya frente a la Estación Shibuya, estaban preparados para vender 3.300 copias del último volumen del manga el primer día. Luego de que abrió a las 10 a.m. de ese día, los aficionados corrieron al sótano, donde están los mostradores con el manga.

 

"Quería leerlo lo antes posible", dijo una compradora al periodista del diario japonés. "¿Hay algún sitio cerca para sentarme a leerlo?", preguntó. Luego ver el anime apenas una semana antes de la publicación del volumen 23, corrió a ver la película y siguió leyendo todo el manga hasta llegar al final.

 

"Fue bueno que coincidiera con la salida del último volumen. Estoy muy feliz por eso", agregó la joven.

 

Otros testimonios recogidos por el Asahi Shimbun reflejan el mismo entusiasmo, todo Japón está enamorado de Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba. "Vine aquí a comprarlo porque pensé que se agotaría muy rápido en librerías más pequeñas", comentó un comprador que lamentó que la historia termine, pero dijo estar feliz de poder disfrutar la batalla final y leer sobre el futuro de Tanjiro, Nezuko y el resto de los personajes.

 

Shueisha informó hace unas semanas que el volumen 23 tendría una tirada inicial de 3,95 millones de copias, lo que llevó el total de copias en circulación a más de 120 millones de copias. El manga de Gotouge terminó su publicación semanal en la Weekly Shonen Jump el pasado mes de mayo.

 

 

Fuente: Asahi Shimbun

 


 

Otras Noticias Principales

4 Comentarios
Ordenar por:
Banner de Hime

Prueba la Nueva CrunchyrollBeta

Probarla